Facebook G+ Twitter Youtube RSS Contactar
Lipoláser es una técnica para el remodelado
corporal y facial con anestesia local.
Con Lipoláser se eliminan los acúmulos grasos
y se contrae la piel.
El resultado de Lipoláser (laserlipólisis) es superior
a la lipoescultura convencional.
La recuperación con Lipoláser
es más corta y cómoda.
IML tiene una importante experiencia
en la realización de Lipoláser (laserlipólisis).
  

Ondas electromagnéticas, láser y radiofrecuencia

Existen varios sistemas para el tratamiento combinado de la celulitis mediante láser y otras fuentes energéticas.

I. Equipos que combinan varias terapias a baja intensidad

Velashape®

Triactive® de CynosureEmite una luz cercana al 700Nm, a la que acompaña una emisión de radiofrecuencia continua y vacumterapia.

Combina la emisión de láser 810Nm a través de 6 diodos con enfriamiento y masaje local.

SmoothShape®

Emite a 920Nm en láser en contínuo a 6 w y una luz pulsada no coherente en el entorno de los 600Nm, junto con masaje y vacumterapia.

II. Equipos que suponen tratamiento para celulitis más específico

Están basados en emisiones láser y radiofrecuencia de mayor intensidad. Sobre ellos se fundamenta el tratamiento de la CELULITIS.

RADIOFRECUENCIA

La radiofrecuencia (RF) es una radiación electromagnética situada entre la radiación Infrarroja y las Ondas Largas. Específicamente, el campo terapéutico al cuál nos referimos está comprendido entre la onda media y la onda corta. Cuando es aplicada sobre un tejido, provoca rápidas oscilaciones de los campos electromagnéticos, causando movimientos rotacionales de las moléculas de agua que incrementan su temperatura y transfieren su calor a los tejidos circundantes.

Radiofrecuencia Thermage

Los efectos térmicos obtenidos vienen determinados por el tipo de Radiofrecuencia, el nivel de energía, duración del tratamiento y del tipo de tejido a tratar.

En el efecto fisiológico también influye que la Radifrecuencia sea unipolar, bipolar, etc., y el tamaño y forma del electrodo.

Se busca el calentamiento del tejido a una temperatura entre 55-62 ª C. (éste es el rango en el cual acontecen los fenómenos que vamos a describir) para obtener mejora de la celulitis.

El calentamiento de las fibras de la dermis y el tejido graso conduce a una contracción inmediata.

El calentamiento de la dermis también induce a una remodelación del colágeno a medio plazo gracias a la formación de unas moléculas HSP (Heat Shock Proteins) o proteínas de choque térmico que se sintetizan ante determinados estímulos y son, en cualquier caso, el inicio de la reparación tisular. En concreto con la Radiofrecuencia conseguimos sintetizar HSP 47, proteína que reside en el retículo endoplásmico y reconoce específicamente la triple hélice de colágeno. Las moléculas de colágeno Tipo I, sólo pueden ser ensambladas en forma tridimensional de forma correcta en presencia de esta proteína HSP-47.

El calentamiento induce un incremento de la vascularización, que permite mejorar el metabolismo celular del tejido graso. Se estimula la actividad del Sistema Linfático y Arteriovenoso de dicho tejido.

El calentamiento sostenido del tejido graso en torno a los 60ºC, fruto de la oscilación de las moléculas de agua que contiene, produce destrucción directa de células grasas (lipólisis) y una disminución directa del volumen del área en tratamiento.

Polarización de la Radiofrecuencia

Los efectos de la Radiofrecuencia pueden polarizarse en uno u otro sentido en función del objetivo del tratamiento. Se manejan las siguientes variables:

1.- Propiedades eléctricas del tejido

Cuanto mayor es la Resistencia que ofrece el tejido al paso de la Radiofrecuencia, mayor es el calor que se genera (la grasa tiene una Resistencia de 2180 Ohms, que es 10 veces mayor que la de la piel). A mayor cantidad de agua en la grasa y en la dermis mayor calentamiento. Siempre recomendamos beber 500 ml de agua 10 minutos antes de empezar la sesión.

2.- Tipo de aplicador: Bipolar, Unipolar y Unipolar Large
  • a) Bipolar: el campo eléctrico se sitúa entre 2 electrodos a una distancia fija. Ambos electrodos se aplican sobre el área a tratar. La propagación de la corriente eléctrica, se limita entre ambos. Tiene una penetración escasa y se usa para tratar la flacidez de la dermis.
  • b) Unipolar: El sistema Unipolar emite energía a través de un electrodo, con un punto de contacto aplicado al área a tratar. La profundidad de calentamiento es mayor, alcanzando como máximo una profundidad de 1.5 cms.
  • c) Unipolar Large: Sistema Unipolar nuevo que permite alcanzar altas temperaturas por encima de 3 cm de profundidad.
3.-Frecuencia de la onda

A menor frecuencia mayor penetrabilidad.

RADIOFRECUENCIA BIPOLAR: Thermacool®

El flujo eléctrico se produce entre dos electrodos, de forma que la penetración total en piel es la mitad de la distancia entre los electrodos. La penetrabilidad es escasa. Tiene indicaciones para el tratamiento de la flacidez a nivel del plano dérmico.

RADIOFRECUENCIA UNIPOLAR: Accent XL®

  • Radiofrecuencia Bipolar: 

    El campo eléctrico se sitúa entre 2 electrodos a una distancia fija. Ambos electrodos se aplican sobre el área a tratar. Y la prolongación de la corriente eléctrica se limita entre ambos. Tiene una penetración escasa y se usa para tratar la flacidez de la dermis.El sistema Accent XL® dispone de la opción de trabajar en bipolar, unipolar. Además ahora dispone de la tercera pieza de mano, Unipolar Large que le aporta ventajas diferenciales.

  • Radiofrecuencia Unipolar: 

    El sistema Unipolar emite energía a través de un electrodo, con un punto de contacto aplicado al área a tratar. La profundidad de calentamiento es mayor alcanzando como máximo un profundidad media de 1.5 cms.

  • Radiofrecuencia Unipolar Large: 

    Sistema Unipolar nuevo que permite alcanzar altas temperaturas por encima de 3 cm de profundidad.

RADIOFRECUENCIA MULTIPOLAR: Radiofrecuencia en 3D: Endimed 3 Deep

Se caracteriza por producir mayor penetrabilidad con menor energía súbita.

La energía en forma de radiofrecuencia es emitida por múltiples electrodos de una sola pieza de mano que está controlada por microprocesadores y control termométrico. Actúa de forma progresiva y concentrada en el plano tisular, ya que posee electrodos en la pieza de mano de emisión y recogida del flujo electromagnético. Se autoajusta a los niveles de conductividad del tejido que tratemos.

Emite una radiofrecuencia bipolar-multipolar, que consigue un calentamiento de la piel en 3D a una profundidad previamente seleccionada. Además de su alta precisión, permite un calentamiento volumétrico y progresivo del tejido tratado, que se mantiene de forma prolongada, incluso después de haber finalizado la sesión. Este depósito de calor sostenido y concentrado, que se produce de forma gradual y sin picos, explica la mayor tolerancia del paciente a la administración de una cantidad final bastante mayor de energía. El secreto de la equivalencia “más efectividad con menos energía súbita” radica en el diseño de su pieza de mano, cuyos múltiples electrodos están bajo el control de un microprocesador, que auto-ajusta la emisión a la impedancia del tejido en tratamiento.

El campo magnético que producen los tres flujos generados en la pieza de mano son de la misma polaridad y se repelen recíprocamente produciendo un aumento en la profundidad de emisión, que alcanza los 6 cm de profundidad. Permite tratar el tejido dérmico y los septos fibrosos conjuntivos debajo de la dermis, que es el plano graso de la celulitis.

Radiofrecuencia Multipolar